Un holandés que engendró más de 500 hijos en todo el mundo debe dejar de donar esperma por temor al incesto

(Reuters) — Un tribunal de Países Bajos ordenó este viernes a un hombre que, según los jueces, engendró entre 500 y 600 niños en todo el mundo, que dejara de donar esperma.

El tribunal prohibió al holandés de 41 años donar más semen a clínicas. Podrían multarlo con 100.000 euros (US$ 110.000) por infracción.

El tribunal también ordenó al hombre que escribiera a las clínicas extranjeras pidiéndoles que destruyeran todo el semen suyo que tuvieran en stock, excepto las dosis reservadas para padres que ya hubieran tenido hijos suyos.

La decisión se adoptó a raíz de una demanda civil presentada por una fundación que representa los intereses de niños donantes y padres neerlandeses que habían recurrido al hombre como donante.

Afirmaban que las continuas donaciones del hombre violaban el derecho a la vida privada de sus hijos donantes, cuya capacidad para establecer relaciones románticas se ve obstaculizada por el temor al incesto accidental y la endogamia.

Las numerosas donaciones del hombre salieron a la luz por primera vez en 2017 y se le prohibió donar en clínicas de fertilidad de Países Bajos, donde ya había engendrado más de 100 hijos.

Nick Cannon se convierte en padre por duodécima vez 1:22

Sin embargo, siguió donando en el extranjero, incluso al banco de esperma danés Cryos, que opera a nivel internacional.

El hombre también siguió ofreciéndose como donante en sitios web que ponen en contacto a futuros padres con donantes de esperma, a veces utilizando un nombre diferente, según el diario Algemeen Dagblad.



Más información